domingo, 7 de julio de 2013

Fin del descanso, San Fermín, y otros recuerdos


   Estaba un poco en duda, si tomarme el descanso durante todo el verano, o darle un empujoncito al blog. Porque las personas somos así. Como nos entre la flojera, nos relajamos y no hacemos nada. De hecho, basta con ver las fechas de mis posts para saber que se llevó un buen tiempo inactivo, hasta que me decidí darle vida. Así que, no me lo pensé mucho. 

   Bien, ya estamos en San Fermín. Nunca he asistido a esas fiestas, pero por un motivo u otro, no pocas veces he tenido motivos para recordarlas. Uno de ellos era cuando me iba de acampada con los boys scouts. En al menos tres ocasiones, me cogió San Fermín, fuera de mi Cádiz natal. De hecho, cuando pocos años después fuí al cuartel de instrucción de Cerro Muriano, me sorprendí mucho, que la jura de bandera no cayera ese día, y lo tuviese de permiso.
   Cuando en 2.011 hice un curso de diseño gráfico, también me tocó San Fermín. No era nada relevante, simplemente, era un día más. Pero nuestro profesor era de Pamplona, y le preguntábamos si no echaba de menos las festividades de su tierra. Como tenía poco más de treinta años, nos dijo que más que las fiestas, echaba de menos a su familia; en especial, a una hermana que estaba enferma.

   Guardo muy buenos recuerdos de ese curso. Aprendimos a manejar el "Illustrator", para hacer dibujos vectoriales, y el "InDesign" para maquetar texos. También, un poco de Photoshop. No mucho, porque nos quedamos sin tiempo. Otra de las cosas que nos enseñó, "Jose" el profesor fueron varias páginas en las que las empresas o particulares, en vez de contratar a un diseñador gráfico para crear un logo; hacían concursos y pagaban el elegido por ellos.  Bueno, no solo logos, también tarjetas de visitas, folletos de publicidad, etcétera.

   Yo no gané ninguno. De hecho, parecía imposible con tanto participante. Y cuantos más participaban, más rigurosos se ponían los promotores. Hasta el punto, de que cancelaban el concurso, y lo hacían repetir....pagando los derechos.




   Estos son varios de los logos que presenté, pero no gané. 

   Este logo no es mío, sino de un compañero muy gracioso, llamado Paco. Al concursar para hacer el logo de una inmobiliaria, puso el palomo ahorcado, quitó las letras y en su lugar puso un irónico "Benditas hipotecas". Se ganó la admiración de los participantes, pero fue borrado por los dueños de la página, por considerar que se le estaba faltando el respeto al promotor del concurso.

   Con el tiempo, tres o cuatro compañeros se llevaron algún premio. Uno de ellos, un par de veces. Al terminar el curso, el profesor tuvo curiosidad por saber quiénes de sus alumnos seguían participando, y solo estaba el que ganó las dos veces; y al parecer, durante estos dos años, ha ganado varios más. 

   Lo cierto, es que gracias al Illustrator, ya tengo una herramienta más para dibujar, y gracias al InDesign, ya puedo editar los textos, pues el word se me da muy mal para eso. Siempre me salía alguna línea descentrada. Pero trabajito me costó aprender el InDesign. Tanto era así, que a pesar de tener las mismas herramientas gráficas que el Illustrator, preferíamos usarlo solo para textos.